sábado, abril 13, 2024
InicioNaciónInterjet: ¿Qué pasó con la aerolínea joven de México?

Interjet: ¿Qué pasó con la aerolínea joven de México?

La quiebra de Interjet y el remate de sus bienes

La quiebra de Interjet y el remate de sus bienes

Interjet fue una de las aerolíneas más populares y exitosas de México, que ofrecía vuelos baratos a más de 47 destinos nacionales e internacionales, con aviones modernos, cómodos y seguros.

Sin embargo, la crisis provocada por la pandemia del COVID-19 afectó gravemente sus finanzas y la llevó a una situación insostenible.

Te puede interesar: Vicente Fox y el cannabis bajo la lupa de AMLO

Los problemas financieros de Interjet

Interjet arrastraba desde hace años una deuda millonaria con el Servicio de Administración Tributaria (SAT), así como con proveedores, empleados y aeropuertos.

Además, enfrentaba demandas laborales, reclamos de pasajeros y sanciones de autoridades aeronáuticas. La falta de liquidez y la baja demanda de vuelos hicieron que la aerolínea suspendiera sus operaciones en diciembre de 2020.

El proceso de quiebra

En abril de 2021, el Instituto Federal de Especialistas en Concursos Mercantiles (IFECOM) declaró en quiebra a Interjet, luego de que la empresa no presentara un plan viable para reestructurar su deuda y reanudar sus actividades.

Esto significa que la aerolínea deberá liquidar sus activos para pagar a sus acreedores, bajo la supervisión del IFECOM.

El remate de los bienes

Entre los bienes que Interjet deberá rematar se encuentran sus aviones, sus oficinas, sus slots (espacios para despegar y aterrizar), sus marcas comerciales y sus certificados de operación.

Se estima que el valor total de estos activos es de unos $9 mil millones, muy por debajo de los $66 mil millones que debe la aerolínea.

El futuro incierto de Interjet

A pesar de la quiebra, Interjet ha manifestado su intención de volver a volar en algún momento, con una nueva flota y una nueva administración.

Esta posibilidad parece muy lejana y difícil, ya que tendría que enfrentar una fuerte competencia, una baja confianza de los clientes y una regulación estricta.

Por ahora, lo único seguro es que Interjet ha dejado un vacío en el mercado aéreo mexicano.